Saltar al contenido

¿Cómo reducir el uso del plástico en casa?

Cómo reducir el uso del plástico en casa

Solemos pensar que, al utilizar una bolsa, un par de pajitos de refresco o pedir un café en un vaso de plástico no genera ningún daño en el ambiente. Siempre nos decimos “es uno solo, no pasa nada”, pero qué pasaría si eso se lo dijesen cientos de miles de personas al mismo momento y que a cada segundo se utilizasen 160.000 bolsas de plástico.

Estos datos, aunque parezcan absurdos, son verídicos de acuerdo con el blog “Vivir sin plástico”. Puede que no se vea necesaria la reducción del uso del plástico, pero este material tiene efectos negativos en nuestro ecosistema.

En primer lugar, no se biodegrada. Solo se descompone en partículas más pequeñas, pero no pierde su composición química. A su vez, contamina los mares y causa la muerte de muchas especies, además no conocemos si tiene efectos nocivos sobre la salud ya que estamos expuestos diariamente a los plásticos y sus aditivos.

Por estos motivos y debido a que debemos lograr un cambio en nuestros hábitos es necesario reducir el consumo diario de plástico en el hogar. Es una tarea que no presenta ningún inconveniente y trae consecuencias positivas.

Recomendaciones para convertirte en un amigo del ambiente

Despedirse de las bolsas plásticas

Cómo reducir el uso del plástico en casa

Es usual utilizar bolsas plásticas para guardar las compras, pero estas solo tienen ese fin y se terminan acumulando en casa. Por ello, es recomendable optar por una bolsa de tela para hacer la compra debido a que son más duraderas y no contaminan al ambiente.

Despídete de las pajitas

Cómo reducir el uso del plástico en casa

Las pajitas, sorbetes o pitillos, como se llamen en tu país, son uno de los productos plásticos que más daño genera al planeta debido a que muchas de ellas terminan en el océano y causan la muerte de peces, tortugas y aves marinas.

Debido a que no satisface una necesidad fundamental se puede sustituir su uso por el consumo directo del vaso o por pajitas de materiales reciclados.

Envase de porexpan = NO

Cuando vas a hacer tus compras, muchas verduras, frutas, carnes y pescados vienen envueltos en plástico sobre una bandeja de porexpan blanco. Este es un producto contaminante que hace difícil el proceso de reciclaje.

Puedes sustituir los alimentos empaquetados por aquellos que puedas coger tú y guardar en una bolsa de tela. A su vez, puedes optar por pedir a los carniceros o fruteros que envuelvan tu pedido en papel reciclable.

Cabezales de mecheros

Los cabezales de mecheros generan grandes daños a los animales marinos. A muchas tortugas marinas se les ha encontrado con cabezales de mecheros en sus estómagos.

Si eres fumador, puedes optar por aquellos mecheros recargables de metal que tienen más vida útil y que contaminan menos. También puede ser sustituido por cerillas, ya sea para fumar o cocinar en casa.

Cualquier objeto de plástico tiene una contraparte ecológica y pueden ser sustituidos por otros que han sido fabricados por materiales menos nocivos para el medio ambiente. Entre ellos están las pinzas de madera, los pañales de papel, los tarros de cristal, los biberones de vidrio, etc…